"Descubramos el camino que nos lleva a seguir a Cristo en el servicio de los demás"

"La oración del rosario es un resumen de la historia de la misericordia de Dios que se convierte en la historia de la salvación para los que se dejan plasmar por la gracia. A través de la oración y de la meditación sobre la vida de Jesucristo, vemos su rostro misericordioso que atiende a todos en las distintas necesidades de la vida. María nos acompaña en este camino, indicando al Hijo que irradia la misericordia del Padre". Estas fueron las palabras del Papa Francisco el 8 de octubre de 2016 en la vigilia de oración del Jubileo Mariano.

"La oración del rosario no nos aleja de las preocupaciones de la vida; por el contrario, nos pide que nos encarnemos en la historia de todos los días para saber cómo reconocer los signos de la presencia de Cristo entre nosotros".

"Cada vez que contemplamos un momento, un misterio de la vida de Cristo, se nos invita a reconocer cómo entra Dios en nuestras vidas, para luego acogerle y seguirle. Así descubrimos el camino que nos lleva a seguir a Cristo en el servicio de los demás".

"Se ve bien sólo con la cercanía que da la misericordia"

Yo moraré para siempre en la casa del Señor

La viña del Señor es la casa de Israel